Vídeo: Mantean un muñeco del Rey Felipe en una bandera Republicana

El Partido Popular dice que si se hubiese tratado del muñeco de Pedro Sánchez en Ferraz, el peso de la ley habría caído con todo para los responsables.

author

Por:

Adonis Martínez

17 de junio de 2024, 6:42 a.m.

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
Muñeco Rey Felipe
El muñeco del Rey Felipe, manteado en una bandera de la República. Fuente: @OhPeriodista en X.

Este domingo, los partidos aliados del gobierno de Pedro Sánchez concluyeron una semana de críticas dirigidas hacia la Monarquía constitucional. Iniciaron con una propuesta en Navarra que asociaba a la institución monárquica con la corrupción y posteriormente, en Baleares, bloquearon un homenaje a la Princesa Leonor, contando con el apoyo del PSOE en ambas acciones.

Cerca de cumplirse el décimo aniversario de la proclamación de Felipe de Borbón como Rey de España, Izquierda Unida y Podemos, ambos partidos colaboradores del Ejecutivo —el primero incluso con representación en el Consejo de Ministros— respaldaron una manifestación en Madrid que expresaba oposición a la Corona.

La manifestación, bajo el lema “Diez años bastan”, estaba prevista para ser un evento menor, especialmente por la baja asistencia, con aproximadamente 4,000 participantes según estimaciones de la Delegación del Gobierno. A pesar de esto, la protesta contó con la presencia de figuras prominentes como Ione Belarra, líder del partido Podemos, e Irene Montero, eurodiputada, quienes se posicionaron detrás de la pancarta principal.

Publicidad

El vídeo de la discordia

Al término de la manifestación, un incidente en el que varios manifestantes zarandearon una efigie del monarca, imitando la piñata de Pedro Sánchez en Ferraz, trajo atención a la movilización organizada por la extrema izquierda. El vídeo del muñeco de Felipe VI, agitado por una bandera republicana y un grupo de personas, se difundió rápidamente en redes sociales.

Este acto fue muy similar al ocurrido frente a la sede del PSOE en la última Nochevieja, el cual fue denunciado por la dirección socialista ante la Fiscalía General del Estado como un posible delito de odio. Además, el PSOE solicitó en su acción legal la identificación tanto de los organizadores del acto como de los medios de comunicación y canales de YouTube que lo retransmitieron.

En esta ocasión, tanto el PSOE como el Gobierno han optado por el silencio, una postura que contrasta con su reacción anterior cuando la efigie afectada era la del presidente Sánchez. En aquel momento, el Consejo de Ministros emitió una condena pública colectiva. “Empezaron asediando las sedes del PSOE y ahora simulan el ahorcamiento del presidente del Gobierno. ¡Basta ya!”, declaró en su momento la portavoz, Pilar Alegría.

Temas relacionados