En caso de guerra nuclear, esta sería la primera ciudad de Estados Unidos en caer

Durante la Guerra Fría se dieron a conocer las ciudades que serían objeto de ataque en caso de una guerra a gran escala, como una nuclear.

author

Por:

Adonis Martínez

22 de abril de 2024, 6:36 a.m.

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
Washington DC.
Sería uno de los objetivos prioritarios en caso de guerra nuclear. Fuente: Pixabay.

Durante la Guerra Fría, que duró de 1946 a 1991, las ciudades se convirtieron en objetivos prioritarios para un hipotético ataque nuclear, destacándose por su potencial destructivo catastrófico, similar pero distinto al de las bombas atómicas. Recientemente, tras la desclasificación de documentos confidenciales, se reveló que Washington D. C. habría sido el primer objetivo en caso de un ataque nuclear en los Estados Unidos.

A lo largo de la segunda mitad del siglo XX, un número creciente de países adquirió capacidades nucleares, realizando más de 1.000 pruebas que demostraron al mundo el inmenso poder destructivo de estas armas. Actualmente, la lista de países que poseen armamento nuclear es considerablemente extensa, llegando incluso a incluir a España entre aquellos que estuvieron cerca de desarrollar su propia bomba nuclear.

Estados Unidos perdería su ciudad más importante en un ataque nuclear

En nuestra actualidad, las ciudades se han erigido como núcleos esenciales para la gestión y dirección de un estado, lo que hace que cualquier ataque o destrucción sobre ellas pueda resultar en consecuencias devastadoras para el país afectado y su población.

Publicidad

Durante la Guerra Fría, tanto Estados Unidos como la URSS reconocieron esta importancia estratégica y por ello, designaron las ciudades del adversario como objetivos primordiales para sus misiles. Recientes revelaciones provenientes de archivos anteriormente clasificados han confirmado que Washington D.C. habría sido el primer blanco en Estados Unidos en caso de un ataque nuclear, una posibilidad que, aunque esperada, no deja de ser alarmante.

Además, estos documentos desclasificados, titulados “guerra nuclear general”, revelan otros aspectos significativos. Principalmente, destacan el temor de las autoridades estadounidenses ante la posibilidad de un ataque nuclear sorpresa por parte de sus enemigos, un miedo que, como se señala, es compartido más allá de las fronteras estadounidenses y resuena globalmente.

¿Cuántas personas morirían en una guerra nuclear entre Estados Unidos y Rusia?

article image
Un ataque de este tipo no tendría solución. Fuente: Freepik.

De acuerdo con una simulación proyectada por el Daily Mirror, en los primeros 72 minutos tras la detonación, cientos de millones de personas perderían la vida, marcando la primera de varias consecuencias directas devastadoras. Además, en este escenario hipotético, el presidente de los Estados Unidos, actualmente Joe Biden, dispondría de apenas seis minutos para tomar una decisión crítica si Rusia o China lanzaran un misil balístico intercontinental.

En cualquier escenario de una guerra de esta magnitud, perdemos todos, ese sería el resumen. El miedo de Estados Unidos por recibir un ataque, tal y como interpretan esos documentos clasificados, es un arma de doble filo que podría cumplir los peores presagios y dar comienzo a una guerra nuclear.

Temas relacionados