¿Por qué los gatos mueven sus patas como si estuviesen amasando?

Los expertos deducen un comportamiento habitual pero llamativo entre las mascotas felinos.

author

Por:

Nicolas Lafferriere

1 de julio de 2024, 3:30 a.m.

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email

Compartir este artículo

Facebook
Twitter
WhatsApp
Email
¿Por qué los gatos mueven sus patas como si estuviesen amasando?
Los expertos descubren la costumbre detrás del amasado de los gatos. Fuente: Pexels

Los gatos no dejan de sorprendernos por sus comportamientos peculiares y distinguibles en comparación a otros integrantes del mundo animal. Uno de ellos es el amasado de objetos, e incluso de personas. ¿Pero qué significa esta conducta tan relajante pero extraño entre nuestros pequeños felinos?

El significado del amasado

La respuesta nos la brinda el médico veterinario Juan Enrique Romero, que la asocia al periodo de lactancia del gato. En esta etapa de su vida, el felino necesita empujar sus patas sobre las mamas de su madre para lograr que baje la leche. “Las feromonas de apaciguamiento que se liberan alrededor de las glándulas mamarias durante el amamantamiento probablemente convierten al amasado en una actividad placentera”, menciona Romero.

article image
Los gatos desarrollan este comportamiento desde su etapa más temprana de vida. Fuente: Pexels

Se cree que los gatos al crecer continúan desarrollando esta actividad cuando se sienten cómodos, ya que la asocian al sentimiento positivo que obtenían al mamar. Esto puede suceder en superficies suaves o mullidas, o incluso ante la presencia de alguna persona o animal que los haga sentir protegidos.

Publicidad

    Esta conducta puede ser un comportamiento relajante y reconfortante para los gatos, ya que al hacerlo liberan endorfinas y se sienten más tranquilos y seguros”, sigue Romero, que también asocia esta conducta con la Territorialidad, ya que los gatos cuentan con glándulas odoríferas en sus patas que le permiten reconocer su entorno.

Una señal del vínculo

Susana Hazel y Julia Henning, expertas en comportamiento animal, explican que la acción de amasar puede tener un significado comunicativo y de afecto por parte del gato hacia su tutor. Si las garras del felino comienzan a lastimar, no se lo debe castigar, ya que este comportamiento es natural por parte del gato y rechazarlo puede dañar el vínculo. Lo mejor es apaciguarlo con una recompensa.

article image
El vínculo entre un gato y su dueño puede ser afianzado con el amasado. Fuente: Pexels.

Las expertas también destacaron que el felino es capaz de demostrar un sentido de pertenencia hacia el tutor cuando lo amasa: “Amasar en tu regazo es la forma que tiene un gato de decir ‘estamos afiliados’ o ‘estás en mi grupo social’. O, para ser muy humano, ‘tú eres mi persona’”, señala su tesis.

¿Por qué mi gato no amasa?

Por último, existe una preocupación entre algunos dueños de gatos cuando su mascota no realiza el acto de amasar. Si bien suele ser un comportamiento bastante observado en los gatos, algunos simplemente no lo eligen como forma de expresión y, en cambio, deciden mostrar su afecto de otras maneras que les sean más naturales.

Temas relacionados